Devocionales

Que este sea el año en que empieces a amar tu vida

24 de enero de 2022
El ladrón solo viene para robar, matar y destruir. Yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia. Juan 10:10 (NLBA)

A veces, en el camino de la vida, nos encontramos con un bache inesperado que desbarata nuestros planes y hace añicos nuestras esperanzas.

O tal vez simplemente nos despertamos y nos damos cuenta de que la vida que estamos viviendo no es la que esperábamos, y mucho menos la que queríamos. Como resultado, nos sentimos infelices, sin gozo y descontentas.

Hace unos años llegó el día en que me encontré sintiéndome exactamente así, debido a una dolorosa separación y divorcio. Mi vida y mi corazón habían quedado destrozados, y me costaba encontrar la fuerza para sentir alegría, o incluso, creer que la vida podría volver a ser buena.

Tal vez tú también hayas experimentado un divorcio doloroso, o pensabas que ya estarías casada, pero aun sigues soltera. O bien, viste truncado un sueño después de mucho tiempo de perseguirlo. Tal vez permaneciste en un trabajo durante años, construyendo tu fondo de jubilación, sólo para que la empresa se declarara en quiebra y se llevara los ahorros de toda tu vida. Posiblemente hayas experimentado la angustia de la infertilidad cuando planeabas tener una casa llena. Tal vez un ser querido murió demasiado pronto, lo cual te dejó, sintiéndote sola y perdida. O puede que te haya afectado una enfermedad que limita tus capacidades y tu independencia.

O puede que no haya ocurrido nada que cambie tu vida. Y ese es el problema. Las mismas circunstancias, un día diferente, un año nuevo.

En cualquier caso, puede que nos encontremos pensando: Seguramente tiene que haber algo más en la vida que esto.

Oh, amiga, sí hay algo más. Y en nuestro versículo clave, descubrimos qué es ese “más”.

En la primera parte del versículo clave de hoy, Jesús explica que hay un ladrón que “solo viene a robar, matar y destruir” (Juan 10:10a). No necesariamente física, sino también mental, emocional y espiritualmente. Ese enemigo quiere que nos sintamos desanimadas por la forma en que ha resultado la vida. Quiere que nos sintamos tan abatidas por las circunstancias que nos rindamos a la falsa creencia de que no podemos ser felices si nuestra vida no es exactamente como creemos que debería ser. Por supuesto, este enemigo es el padre de la mentira, el diablo.

Sin embargo, en la segunda parte de Juan 10:10, Jesús declara exactamente lo contrario. Él vino a la tierra para que pudiéramos no sólo tener vida, sino estar capacitadas para elegir vivir la vida en abundancia, a pesar de las intenciones del ladrón. Jesús dijo: “yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia” o como vemos en otra traducción, »Cuando el ladrón llega, se dedica a robar, matar y destruir. Yo he venido para que todos ustedes tengan vida, y para que la vivan plenamente (Juan 10:10, TLA). Aquí vemos el marcado contraste entre el destructor de la felicidad y el Dador de la alegría.

Un nuevo año está en marcha, y tal vez te sientas descontenta, desanimada o sin gozo debido a que la vida no está a la altura de tus expectativas. Tal vez hayas perdido la esperanza de que amar y disfrutar tu vida sea posible, y te sientas cegada ante las oportunidades que un nuevo año pudiese deparar.

Créeme, te entiendo. En varias ocasiones, he dado la vuelta al calendario hacia un nuevo año mientras me sentía llena de pena, decepción y temor. Creía con todo mi corazón y mi mente que nunca podría volver a sentirme verdaderamente feliz, y mucho menos amar mi vida.

Sin embargo, con el tiempo, a través de muchas oraciones, lágrimas y fe, Dios me ayudó a ver y aceptar que, aunque no podía cambiar mis circunstancias, podía cambiar mi actitud y cómo vivía cada día. Finalmente, me di cuenta de que se me ha dado una vida para vivir: esta vida. Y puedo continuar permitiendo que las adversidades y las acciones de otras personas tengan poder sobre mi felicidad, o puedo acoger la promesa de Dios de una vida abundante y hacerla una realidad en mi.

Aunque mi vida no era la que quería o imaginaba, elegir aprender a amar mi vida fue la mejor decisión que he tomado. No siempre fue fácil, pero como le pedí intencionalmente a Jesús que fuera la fuente de mi gozo; incluso en medio de circunstancias poco alegres, mi perspectiva y actitud cambiaron para bien.

Amiga, no importa lo que estés pasando, amar la vida es una elección, no un subproducto de todo lo que sucede. La vida que estás viviendo hoy es la vida que Dios te ha dado, y en Cristo, tu vida tiene un potencial abundante. Nuestra paz, gozo, satisfacción y plenitud dependen de las elecciones que tomemos.

Verás, tu felicidad depende de ti. Y este puede ser tu mejor año hasta ahora.

Querido Jesús, lléname de gozo y de una perspectiva renovada. Quiero que este sea mi mejor año hasta ahora, sin importar mis circunstancias. En Tu Nombre, Amén.

RECOMENDAMOS

A veces la vida nos agobia más de lo que podemos soportar. Le preguntamos a Dios, por qué está pasando esto y por qué no está pasando aquello, encontrándonos en un lugar de desesperación. Pero incluso allí podemos saber que Dios está con nosotras y podemos confiar en que nos ayudará a través de la dificultad y la decepción. En el libro de Lysa TerKeurst, No debería ser así, ella nos invita a un camino de fe, vulnerabilidad, honestidad y humor mientras nos ayuda a encontrar una fortaleza inesperada a medida que aprendemos a luchar entre nuestra fe y nuestros sentimientos, y cómo seguir viviendo la vida. Haz clic aquí para adquirir un ejemplar y descargar el estudio bíblico gratuito.

CONÉCTATE

¿Quieres más recursos traducidos al español? ¡Inscríbete para recibir notificaciones mientras ponemos a tu disposición más y más recursos de Proverbs 31 en español! Visita hoy nuestra página Aprende más e inscríbete para obtener las actualizaciones más recientes.

PROFUNDICEMOS

Salmo 90:12, Enséñanos a contar bien nuestros días, para que nuestro corazón adquiera sabiduría. (NVI)

¿Cómo este año podría ser diferente si eliges intencionalmente el gozo sobre el descontento y comienzas a ver la vida con una nueva perspectiva? Comparte tus pensamientos en los comentarios.

© 2022 por Tracie Miles. Todos los derechos reservados.


NUESTRAS CREENCIAS

Si la vida se siente increíblemente difícil, haz clic aquí para acceder nuestros recursos de consejería y asesoramiento.

Estamos agradecidas a nuestras voluntarias por su trabajo realizado en la traducción de este devocional al español. Conócelas aquí.

Únete a la conversación

¡Nuestra campaña financiera de fin de año está activa ahora!